Una iniciativa de Endesa por la eficiencia y la sostenibilidad

Mi casa, mi contenedor

Contenedor, dulce contenedor. La arquitectura, en su búsqueda de soluciones para los problemas de la construcción, ha dado con una de lo más original: la reutilización de los containers de transporte marítimo como vivienda. Estos cubículos, que se jubilan de su cometido de almacenaje de mercancías cuando han cumplido diez años, tienen así la oportunidad de una nueva vida.

Casa contenedorEl uso de este material como lugar de residencia comenzó en Europa y ha ido extendiéndose a otros países gracias a la iniciativa de personas con conciencia ecológica que han apostado por ella. Los nuevos propietarios contribuyen de esta manera al reciclaje de estos embalajes de acero a la vez que se ahorran un dinero.

Las casas están condicionadas por el tamaño prefijado de los contenedores, que pueden ser de 6 ó 12 metros de profundidad, mientras que el ancho es de 2,5 metros. Los diseños de las viviendas se desarrollan mediante la unión de varios containers.

Una vez decidida la forma del futuro hogar, la función de los constructores es hacerlo viable. Para conseguirlo, deben hacer los cimientos de manera que las piezas encajen entre sí, reforzar las paredes para que aguanten un mayor peso y revestirlas con yeso y otros materiales para garantizar un buen aislamiento. A partir de ahí, la imaginación de cada cual es el límite para armar a su gusto el rompecabezas.

La arquitecto uruguaya Paola Rossi Pastor ha creado la empresa Project Container para promover estas construcciones y las ofrece en Uruguay, Argentina y Brasil. Por el momento ya tiene patentadas 16 combinaciones distintas.

Ahorro de tiempo y dinero

El tiempo medio de construcción de una de estas casas es de 45 días y tiene como ventaja, aparte de reducir el consumo de recursos naturales, su coste, que puede ser hasta un 30% menor que el de una casa tradicional, ya que necesita menos mano de obra y los materiales son más económicos.

Sin embargo, no todo son ventajas, ya que la vida útil de estas residencias es difícil que sobrepase los 50 años, aunque se puede aumentar mediante el empleo de pinturas protectoras especiales que reduzcan los efectos del clima.

Fuentes: Elaboración propia / BBC Mundo / Flickr

¿Qué te ha parecido el artículo «Mi casa, mi contenedor»?

Comparte en Twenergy tu opinión sobre este tema, intercambia información con otros usuarios o plantéanos tus dudas.

16 Comentarios
Big original 267872 1ta43s5eskoukriyhgngrt1vsupu8p areyoufeelinganybetter h014943 l 1

con estos proyectos, y algunos mas,el CO2 de la atmosfera sera eliminado en poco tiempo.
Big

Lo veo muy buen proyecto...ademas soluciona en parte el tema de los habitajes.
Big original blade runner

De momento parece que sólo ha interesado el proyecto en países de América del Sur... ¿Creéis que en España o en otros países europeos nos animaríamos a vivir en viviendas de este tipo?
Big

Yo pienso que si esto llega a Europa será por lo paises del norte, y puede que aqui seamos tan ceporros de para hacer estas casas se compren contenedores nuevos, en lugar de los que se retiran.
Big imagenes 0006 269be5cd

Desde que los contenedores sean accesibles se puede implantar este sistema en cualquier lugar, me parece muy buena la idea, innovadora!
Big

Puede ser una buena idea, pero siempre teniendo en cuenta la relación calidad precio y habrá que ver como lo califican en cada municipio para el tema de permisos.
Big original 1087215967 899ecec0cd

¿Pero no aislarán demasiado poco?
Big

Debido al poco suelo que tenemos en España sobre todo en las ciudades, una vivienda de este tipo en un solo suelo puede costar mucho más que una piso de un edificio de 10 plantas. Además, el metal de sus paredes hace que los rayos de sol que incidan sobre ellas, por muy pintadas y alismamientadas que estén, debe ser un horno en verano, sobre todo al no tener una buena capa aislante en sus techos. En España no tendrán viabilidad alguna, pero en pueblos donde los terrenos son abundantes y baratos, puede si tener ventajas. También se podrían construir en terrenos rústicos, donde la construcción tradicional no está permitida, pero si las prefabricadas.
Big

Debido al poco suelo que tenemos en España sobre todo en las ciudades, una vivienda de este tipo en un solo suelo puede costar mucho más que una piso de un edificio de 10 plantas. Además, el metal de sus paredes hace que los rayos de sol que incidan sobre ellas, por muy pintadas y alismamientadas que estén, debe ser un horno en verano, sobre todo al no tener una buena capa aislante en sus techos. En España no tendrán viabilidad alguna, pero en pueblos donde los terrenos son abundantes y baratos, puede si tener ventajas. También se podrían construir en terrenos rústicos, donde la construcción tradicional no está permitida, pero si las prefabricadas.

Comunidad Twenergy

Únete

La comunidad con más de 50.000 usuarios donde podrás participar y compartir tu opinión sobre eficiencia energética

© twenergy.com 2018