Una iniciativa de Endesa por la eficiencia y la sostenibilidad

¿Qué es la contaminación atmosférica?

La contaminación atmosférica es la presencia en la atmosfera de elementos contaminantes que pueden producir alteraciones en su funcionamiento provocando efectos negativos en el medio natural.

Contaminantes atmosféricos

Los contaminantes atmosféricos son aquellas materias o formas de energía que no están de manera natural en la atmósfera o que sí están presentes, pero en unas concentraciones diferentes.

Por ejemplo, el dióxido de carbono está presente de manera natural en la atmósfera, desempeñando un papel fundamental como Gas de Efecto Invernadero (GEI). Sin embargo, si su concentración aumenta, se incrementa también su efecto invernadero.

Podemos clasificar los contaminantes en tres tipos:

- Gases: son el dióxido de carbono (CO2), el metano (CH4), el óxido nitroso (N2O), los clorofluorocarbonos (CFC), entre otros.

- Partículas: provienen de humos o cenizas de las combustiones, de los aerosoles, polvo de minas o ciertas industrias, etc.

- Energía: se encuentran dentro de esta clasificación lo que conocemos como contaminación acústica, contaminación lumínica o contaminación electromagnética.

Por otro lado, dentro de los contaminantes, distinguimos:

- Contaminantes primarios: son aquellos contaminantes procedentes directamente de las fuentes de emisión.

- Contaminantes secundarios: son aquellos que sufren interacciones con otros componentes de la atmósfera lo que los modifica, convirtiéndose en contaminantes aunque antes no lo fueran.

Origen de la contaminación

Los principales mecanismos de contaminación atmosférica están relacionados con las actividades humanas, si bien es cierto que algunos procesos naturales puntuales pueden suponer una fuente de contaminación.

La fuente natural de emisión típica es  la erupción volcánica. Este tipo de fenómenos naturales emiten gases y partículas que no están en la atmósfera o que sí están, pero en otras concentraciones, por lo que alteran el equilibrio natural de esta capa de gases.

Las fuentes de emisión antropogénicas son una lista muy extensa, entre las que destacan los procesos industriales, la calefacción en edificios residenciales, el transporte, etc.

En general, la atmósfera buscará recuperar el equilibrio eliminando las sustancias contaminantes. Normalmente, lo consigue cuando la contaminación es poca o puntual, como ocurre en el caso de las fuentes naturales. Nos enfrentamos a un problema  ambiental grave cuando la atmósfera no es capaz de recuperar su equilibrio por la gran cantidad de contaminación que recibe.

La contaminación atmosférica puede tener repercusiones a escala local o global. Es importante identificar los elementos contaminantes con el fin de reducirlos o eliminarlos. En este sentido, cada vez son más las normativas, investigaciones y fondos enfocados a reducir la contaminación atmosférica. Y tú, ¿qué haces para reducir esta contaminación?

Fuente: MAGRAMA-Atmósfera y Calidad de aire  / Flickr

¿Qué te ha parecido el artículo «¿Qué es la contaminación atmosférica?»?

Comparte en Twenergy tu opinión sobre este tema, intercambia información con otros usuarios o plantéanos tus dudas.

0 Comentarios

Comunidad Twenergy

Únete

La comunidad con más de 50.000 usuarios donde podrás participar y compartir tu opinión sobre eficiencia energética

© twenergy.com 2018