La deforestación es uno de los problemas ambientales más perjudiciales para los ecosistemas. En gran parte es producido por la mano del hombre, debido a las diferentes actividades económicas que realiza en bosques y áreas verdes. Hoy queremos explicarte qué es la deforestación y aportarte algunas de las soluciones que existen para detenerla. ¡Acompáñanos!

Deforestación: definición

La pregunta qué es la deforestación puede responderse a través de una frase que quizás pueda resultar cruel pero es una realidad: la destrucción de una superficie forestal. Por lo tanto, la deforestación definición se entiende como el proceso en el que se perjudica una superficie a través de acciones concretas, provocando el agotamiento o la destrucción de un área verde.

Si hablamos de las actividades que generan la deforestación debemos hacer mención a las económicas e industriales, pero también a la agricultura y la ganadería. Estas son algunas de las causas de la deforestación, las cuales te explicaremos en detalle a continuación:

Causas de la deforestación

causas de la deforestación

Extracción del aceite de palma

Este tipo de aceite vegetal se extrae de la fruta de las palmas y, debido a su demanda, es uno de los aceites con mayor volumen de producción. En Indonesia y Malasia hay numerosas plantaciones de palma para poder extraer el aceite, producirlo y comercializarlo, motivo por el que sus áreas verdes sufren deforestación.

De acuerdo a National Geographic, desde el año 2000 hasta el 2012 más de seis millones de hectáreas de la superficie selvática de Indonesia han sido deforestadas para esta actividad comercial. Lo mismo sucedió en Malasia, donde 14.4% de su superficie sufrió las mismas consecuencias.

Así vemos cómo la producción de aceite de palma deforestación es una de las actividades económicas que, a pesar de generar ingresos para los agricultores nacionales y las grandes compañías, produce tantas consecuencias negativas para el medio ambiente, motivo por el cual cada vez son más las personas y ONGs que incentivan a no consumir productos con este tipo de aceite.

Tala y quema

Por supuesto, esta grave actividad también forma parte de las causas de la deforestación. Por lo general, la tala y la quema de árboles se realizan con fines comerciales, por parte de las empresas de madera, actividad que provoca la degradación de los bosques y, como consecuencia, la deforestación de las zonas verdes.

Conversión de terrenos para la agricultura

En algunas zonas del mundo, los terrenos son desocupados de vegetación para poder convertirlos en áreas agrícolas y, así, practicar tal actividad económica. Esto produce la deforestación de dichas zonas y, por supuesto, la alteración del suelo y del área en la que posiblemente antes vivían diferentes animales.

Guerras

Las intervenciones de las fuerzas armadas en algunos territorios también son causas de la deforestación. Así lo han evidenciado las guerras en Vietnam, Tailandia, Birmania, El Salvador y Brasil.

Incendios forestales

Por causas naturales o producidas por el hombre, los incendios forestales también son parte de la deforestación causas. En este caso, el fuego actúa como herramienta para destruir la vegetación y desocupar el área de la que se trate. En ocasiones, el fuego es inducido para poder hacer la conversión de terrenos para la agricultura (como explicamos anteriormente) o incluso para pavimentarlos y realizar carreteras u otro tipo de vías.

Por otro lado, el fuego también puede llegar a los bosques por accidente humano o por altas temperaturas en épocas de sequía, siendo esta la causa natural por la que la deforestación puede producirse en un área determinada.

Consecuencias de la deforestación

incendio forestal

Aunque las consecuencias ambientales de la deforestación pueden estar claras, la verdad es que este proceso destructor tiene efectos realmente alarmantes que quizás desconoces y que, por supuesto, en Twenergy queremos advertirte:

Eliminación de especies arbóreas

Entre la deforestación consecuencias encontramos la desaparición o eliminación de especies arbóreas. Esta se produce a raíz de la actividad humana mediante la tala de árboles o destrucción de los mismos haciendo uso del fuego. La eliminación de los árboles puede incluso hacer que ciertas especies desaparezcan por completo, facilitando la aparición de nuevas plantas extintas.

Pérdida de hábitats

Aunque esta consecuencia de la deforestación está relacionada a la anterior, no debemos olvidar a los animales que hacen vida en los bosques y demás áreas verdes que sufren consecuencias por la mano del hombre. La deforestación genera la eliminación directa del hábitat de diferentes animales, lo que produce, a su vez, la pérdida de la biodiversidad.

Vulnerabilidad a los incendios

Como consecuencia de los dos aspectos anteriores, los terrenos deforestados se convierten en zonas de alta vulnerabilidad a los incendios forestales y las sequías, teniendo en cuenta que no hay seres vivos en ellos que ayuden al equilibrio ecológico, afectando también el clima de dichas zonas.

Alteraciones climáticas

Aunque el calentamiento global y el cambio climático son temas que hemos tratado a profundidad en Twenergy, no debemos olvidarlos al hablar de la deforestación. En este caso, los terrenos que hayan sufrido alteraciones empiezan a perder la capacidad natural de los árboles para absorber dióxido de carbono (CO2), en pocas palabras, al no producirse tal absorción es más probable que el clima sufra consecuencias negativas a nivel global.

Reducción de recursos naturales

El impacto de las actividades económicas, sumadas al resto de consecuencias que hemos tratado en este artículo, genera la reducción de los recursos naturales en las zonas verdes afectadas. Esta consecuencia produce, a su vez, problemas económicos y sociales, ya que, muchos de los recursos naturales son explotados para su próxima producción y comercialización.

Impacto en el turismo sostenible

Son muchas las personas que practican turismo sostenible, sin embargo, ¿quiénes lo harán si el mundo sigue perdiendo pulmones vegetales y zonas de gran atractivo turístico? La deforestación es una lacra para el turismo sostenible, lo que genera consecuencias económicas, ya que afecta a las empresas del sector turístico y hotelero cuyos principales ingresos dependen de los turistas.

Casos concretos

La Amazonia
Vista aérea de la selva amazónica.

Lamentablemente la naturaleza ya ha sufrido las consecuencias anteriormente mencionadas, motivo por el que te compartimos algunos casos concretos en los que evidenciarás lo que has aprendido hasta ahora a través de nuestro artículo.

La Amazonia en llamas

La Amazonia es la región con mayor bosque tropical de todo el planeta. Ubicada en Suramérica, cuenta con más de 5 millones de km2 de selva tropical, lo que genera que países como Brasil, Perú, Colombia, Ecuador, Bolivia, Guyana, Surinam, Guayana Francesa y Venezuela tengan parte de su selva amazónica (como también se le conoce). Esta inmensa zona verde es la que posee mayor biodiversidad en todo el mundo, sin embargo, ¿qué sucedió con ella en el año 2019 y por qué la deforestación Amazonas fue noticia a nivel mundial?

Durante más de seis meses, en el año 2019, se produjeron diferentes incendios forestales que acabaron con especies animales y vegetales, lo que generó que Amazonas deforestación fuera noticia en todo el mundo. Se cree que fueron más de 90 mil incendios los que se generaron como consecuencia de la sequía que se vivía para la época, sin embargo, factores como la tala y la quema e incluso las actividades económicas, como la ganadería y la agricultura, también fueron detonantes de este trágico desastre natural.

Cuenca del Congo

En el continente africano también se encuentra una zona de gran valor natural: la cuenca del Congo, una cuenca hidrográfica que abarca más de 3 millones de km2 y atraviesa un total de nueve países. Popularmente conocida como El Congo, en esta área se ubica el río Congo y sus afluentes, los cuales convergen con la selva homónima.

El Congo es popular por alojar a un sinnúmero de animales y especies vegetales únicas, las cuales no se pueden encontrar en ninguna otra parte del planeta. Sin embargo, muchos de estos seres han vivido las consecuencias de la deforestación, debido a que la expansión de la agricultura y la tala de árboles han generado la pérdida de hábitats de numerosas especies.

La deforestación en España

Aunque la reforestación de ciertos territorios españoles ha sido parte de los objetivos ambientales que se han establecido en nuestro país, la verdad es que la deforestación en España continúa generando consecuencias que difícilmente podrán recuperarse. En este caso, las principales causas de estos desastres son las intervenciones del hombre por negligencia, pero también de forma intencionada.

De acuerdo a las estadísticas publicadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, en el año 2019 se produjeron más de 3 mil incendios forestales en el país, mientras que se identificaron y solventaron más de 7 mil conatos, término que hace referencia a fuegos no propagados que logran controlarse a tiempo.

Soluciones para la deforestación

soluciones-para-la-deforestación

Aunque creas que no puedes ayudar a detenerla, simplemente porque no eres partícipe de las actividades económicas que la causan, la verdad es que desde tu hogar puedes colaborar para que juntos logremos reducir la deforestación. ¿Cómo? A través de estas soluciones para la deforestación:

  • Planta árboles.
  • Adopta estilos de vida sostenibles.
  • Evita el consumo innecesario de ciertos recursos naturales, como lo es el agua.
  • Disminuye el consumo de carne.
  • Protege las áreas verdes que te rodean.
  • Participa en programas de voluntariado relacionados al medio ambiente y su preservación.
  • Incentiva a tus amigos o familiares para que también pongan en práctica estas soluciones a la deforestación.

FUENTE: Elaboración propia / National Geographic / Avance informativo de Incendios Forestales en España (2019) del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación del Gobierno de España.

Escribe un comentario

Guardar en Pinterest