Las placas o paneles solares tienen un importante papel en la eficiencia energética. A través de estos dispositivos es posible aprovechar los rayos del sol para generar energía eléctrica. Con el fin de que los más pequeños de la casa aprendan la importancia de dichos paneles, de una forma creativa y divertida, queremos explicarte una manualidad para niños que les permitirá elaborar un panel solar casero en simples pasos.

Aunque el funcionamiento de los paneles solares es fácil de entender, su diseño a gran escala es realmente complicado. Por fortuna, el panel solar casero que te enseñaremos a elaborar en el presente artículo resulta muy sencillo y, de hecho, lo habrás conseguido (con tus hijos, hermanos, primos…) en cuestión de horas. ¿Están listos?

¿Qué necesitas para elaborar un panel solar casero?

Botellas plásticas y papel de aluminio

Los materiales para elaborar el panel solar casero son fáciles de conseguir; de hecho, muchos de ellos seguro los puedes encontrar en casa, así que además de enseñarles a los niños participantes acerca de las placas solares, también estarás contribuyendo a su aprendizaje en cuanto a reciclaje se refiere. Hablemos de los materiales que necesitas:

  • Una caja de cartón
  • Dos botellas de plástico de 1,5 o 2 litros (preferiblemente que no sean rígidas)
  • Papel aluminio
  • Papel celofán
  • Pintura de color negro
  • Cinta o pegamento
  • Agua

Pasos para realizar el panel solar casero

  1. El primer paso para hacer el panel solar casero será asegurarse de que las botellas estén limpias. Una vez estén enjuagadas y secas, píntalas completamente de negro con la pintura.
  2. Amolda la caja de cartón a la forma redondeada de las botellas. Necesitarás que queden muy juntas.
    Caja de cartón
  3. Cubre el cartón con el papel aluminio. Asegúrate de que quede bien pegado, en este punto podrás hacer uso de la cinta o el pegamento.
  4. Llena las botellas con agua hasta ¾ partes de su capacidad. Comprímelas adecuadamente para que el agua llegue hasta el tope. Finalmente, ciérralas con fuerza.
  5. Cubre las botellas con papel celofán y pégalo con la cinta adhesiva al cartón que cubriste anteriormente con el papel aluminio.
    Cinta adhesiva
  6. Por último, pon la caja hacia el sol, inclinada unos 45º para aprovechar mejor los rayos de sol.

Siguiendo los pasos anteriores habrás conseguido construir tu propio panel solar casero. En un período de 2 a 5 horas, el agua que añadiste a las botellas de plástico se habrá calentado lo suficiente, tanto así que podrán preparar juntos un delicioso té caliente 😀

Reciclando, siendo creativo y participando en grupo (con niños, jóvenes, adultos o mayores), a través de manualidades o experimentos, podrás poner a prueba todos los conocimientos que has ido adquiriendo acerca de la eficiencia energética y, además, ¡contribuirás al medio ambiente a través de la reutilización de materiales!

Manualidad para niños

Antes de que te vayas, en Twenergy nos encanta despertar el lado creativo de nuestros lectores, motivo por el que te invitamos a echar un vistazo a otras manualidades que hemos compartido anteriormente, como el paso a paso para hacer un coche eléctrico casero o la construcción de casas con botellas. ¿Te animas a intentarlo?

Escribe un comentario