La investigación comenzó el pasado mes de julio y está financiada con un millón de euros de la UE. En ella colaboran científicos de España, Reino Unido, Bulgaria y Hungría. Con este estudio se pretende encontrar la manera de rentabilizar las 25.000 toneladas de desechos de plátanos que anualmente se tiran a la basura en las Islas Canarias, convirtiéndolos en originales bolsas.

Plátanos que te permiten hacer una bolsa de plástico

Características del proyecto

El objetivo del proyecto BADANA consiste en encontrar utilidad a estos árboles. Las fibras naturales que contienen pueden aprovecharse en la producción de plásticos rotomoldeados. Con ellos se puede fabricar objetos cotidianos como recipientes de combustibles, contenedores, muñecas de plástico etc. Así lo afirma Mark Kearns, uno de los responsables de la investigación por parte de la Universidad Queen’s de Belfast (Reino Unido).

El estudio se presenta como una buena oportunidad para la industria canaria ya que, el 18% del consumo de los plátanos de la UE, procede de esta comunidad autónoma. Muy pronto veremos en el mercado productos de plástico fabricados a base de fibra de plátano, si el proyecto evoluciona favorablemente.

Escribe un comentario