Si eres de las personas que preparan ensaladas con frecuencia, seguramente una de las plantas comestibles que nunca olvidas añadir a tus recetas es la lechuga. Sus propiedades, variedades y facilidad de combinar y acompañar platillos son parte de las razones por las que numerosas personas consumen lactuca sativa, como es conocida científicamente. Sin embargo, a pesar de que es un alimento que consumimos de manera habitual, ¿conoces realmente cuáles son los tipos de lechuga?

Precisamente, en las próximas líneas te presentaremos los tipos de lechugas que puedes encontrar hoy en día en el mercado y que, sin duda, valen la pena probar ya que, a pesar de provenir de la misma familia, guardan características diferentes. Además, si tienes un huerto en casa o uno de los conocidos huertos verticales, añadir este cultivo a tus plantaciones será una excelente decisión debido a que, de acuerdo al calendario de siembra, las lechugas se pueden cultivar a lo largo del año y disfrutar de siembras exitosas.

Propiedades de la lechuga

ensalada

Estas hojas de color verde (comúnmente) guardan en su composición un importante número de beneficios para nuestra salud. Por ello, antes de estudiar los tipos de lechuga, queremos presentarte sus propiedades, de manera que si no sueles añadir demasiadas hojas a tu dieta, quizás hoy sea un buen día para replanteártelo ūüėČ

¿Por qué deberías comer lechuga?

  • Esta planta posee alto contenido en agua, aproximadamente 90% de su composición es este líquido vital. Por lo tanto, la lechuga es una planta refrescante, ideal para comer en épocas de calor, como el verano.
  • Algunas vitaminas que la lechuga le aporta a nuestro cuerpo son: vitamina A, C, E, B1, B2, B3, B9 y K.
  • La lechuga no solo le aporta agua y vitaminas a nuestro organismo, también su composición en minerales resulta importante para mejorar nuestra dieta alimenticia. Entre los minerales que estas hojas poseen se encuentran: fósforo, hierro, aminoácidos y calcio.
  • Cuando veas una hoja de lechuga muy verde, ¡cógela! Estas son las plantas de mayor contenido en hierro y vitamina C.
  • Cada 100 gramos de lechuga aporta tan solo 18 calorías (¡perfecto si estás a dieta y la puedes combinar con tu ensalada favorita!).
  • La lechuga tiene una sustancia cuyo nombre científico es lactucarium, esta posee propiedades calmantes que te ayudarán a dormir.
  • Como última de las propiedades que tienen todos los tipos de lechuga que estás a punto de conocer tenemos su poder saciante. Estas hojas son perfectas para aquellos momentos en los que tienes hambre y deseas saciarte de una forma sana.

Tipos de lechuga: ¿cuáles son?

tipos de lechugas

A continuación encontrarás algunos tipos de lechuga que existen. Debes tener presente que, dependiendo de la zona del mundo en la que te encuentres, la posibilidad de encontrarlas puede ser sencilla o un verdadero reto.

  1. Beluga
  2. Francesa o trocadero
  3. Romana u “oreja de mulo”
  4. Batavia
  5. Iceberg
  6. Roja
  7. Baby

Acompáñanos a conocer en qué se diferencian cada uno de ellos:

Beluga

Este es uno de los tipos de lechuga que se parecen a otra planta comestible de gran valor nutricional: la col. Sus hojas se mantienen apretadas, lo que facilita el proceso a la hora de cortarlas y preparar diferentes platillos. Asimismo, la hoja de la lechuga beluga tiene una característica textura crujiente que disfrutarás en cada bocado.

Francesa

Posiblemente una de las más comunes y cuya imagen es la que se viene a nuestra mente cuando pensamos en lechugas. La lechuga francesa, también conocida bajo el nombre de lechuga trocadero, es redonda y sus hojas son muy finas, por lo que no tienen características crujientes como sucedía con el tipo anterior. A pesar de ello, el sabor de la lechuga francesa es más intenso.

Romana

romana u "oreja de mulo"

En nuestro país este tipo de lechuga recibe el nombre de “oreja de mulo”. Físicamente es diferente al resto de tipos de lechuga que hemos estudiado, ya que esta tiene una estructura alargada, por lo tanto, si te gusta añadir hojas largas de lechuga a tus ensaladas (u otros platillos), ¡esta es tu opción ideal!

Iceberg

En un cogollo de forma redondeada encontrarás las hojas de lechuga más crujientes del mercado. Este es el tipo de hojas que se suelen añadir a ciertas ensaladas y a las hamburguesas, debido a su textura. Sin embargo, algunos consideran que es el peor de los tipos de lechugas; si la has probado, ¿qué opinas al respecto?

Roja

lechuga roja

A pesar de que comúnmente asociamos a las lechugas con el color verde, también hay algunos tipos que poseen hojas con tonalidades como el rojo. La lechuga roja es físicamente parecida a la romana aunque, por supuesto, su principal característica (y la más visible de ellas) es que en las puntas de cada una de las hojas puedes visualizar el color rojo, el cual (en ocasiones) suele verse también de tonalidad púrpura.

Baby

La lechuga baby, tal como su nombre lo indica, es la de menor tamaño. Este tipo de lechuga continúa teniendo las propiedades que comentamos anteriormente y, a pesar de su tamaño, es ideal para ensaladas, sobre todo si vives solo o en casa son muy pocos integrantes, ya que un cogollo bastará para preparar un delicioso platillo y no tendrás que guardar el resto en el refrigerador.

Batavia

batavia

Si de hojas de lechuga diferentes hablamos, la de tipo batavia debe estar presente. Este tipo de lechuga posee hojas rizadas, por las que podrás identificarla rápidamente cuando te encuentres en tu frutería o supermercado favorito.

Ahora que conoces los tipos de lechuga debes tener presente que, a pesar de que todas se pueden cultivar a lo largo del año, sus épocas de recolección varían; por lo tanto, si deseas tener tu propio huerto urbano en casa, no deberás dejar de lado este punto. Por fortuna, la lechuga es una de las verduras más fáciles de cultivar, así que no deberás preocuparte, siempre y cuando apliques los consejos que te compartimos en Twenergy.

Curiosidades de las lechugas

Antes de que te vayas, queremos compartirte algunas curiosidades de estas famosas hojas de colores (sobre todo verde, pero también rojo o púrpura, como aprendimos hoy), ya que en la agricultura ecológica hay un sinnúmero de datos históricos y medicinales que comúnmente se desconocen.

La lechuga en la medicina

Tal como comentamos en las propiedades de esta planta comestible, la lechuga posee propiedades calmantes, por lo que la infusión de sus hojas ha sido utilizada como ansiolítico desde la antigüedad.

Ofrenda para deidades

Así como lo lees, las hojas de lechuga fueron utilizadas en el Antiguo Egipto como uno de los elementos que se entregaban como ofrenda a las deidades egipcias. ¿La razón? Las numerosas (y beneficiosas) propiedades de estas hojas.

¿”Lechuga” o “ensalada”?

Su consumo en ensaladas es tan alto que, en algunos países, el nombre que recibe la lechuga realmente es “ensalada”. ¿Alguna vez habías escuchado a alguien referirse a la lechuga a través de esta palabra?

Si conoces algún otro dato curioso acerca de las lechugas, ¡compártelo con nosotros en el área de comentarios! Además, si en tu país o región has comprado otro tipo de lechuga que no mencionamos en este artículo, comparte con nuestros lectores su nombre y características.

Write A Comment

Guardar en Pinterest