Los electrodomésticos de nuestro hogar suelen facilitarnos muchas de nuestras tareas en la rutina diaria. Sin embargo, mantenerlos conectados a la electricidad o encenderlos frecuentemente genera gastos que, por supuesto, debemos controlar. Si te interesa saber cómo calcular el consumo de un electrodoméstico, a continuación te explicaremos los pasos para lograrlo.

En caso de que en tu última factura de la luz hayas superado el consumo energético habitual, y el coste afectó tu presupuesto, ¡no te preocupes! En este artículo te ayudaremos a calcular el consumo de un electrodoméstico, con el fin de que determines cuál es el aparato que estás utilizando y está afectando los costes del servicio.

¿Cómo saber el consumo de un electrodoméstico?

Antes de explicarte la parte matemática de este artículo es importante que tengas en cuenta que las empresas proveedoras de energía obtienen el consumo por electrodoméstico de los hogares a través de un contador.

El contador es un equipo de medición donde se acumula la suma total del consumo de electricidad de tus electrodomésticos. Accediendo a él, la empresa que provee tu hogar de electricidad determina el subtotal de la factura que te llegará a casa de forma mensual.

¿Cómo medir el consumo de un electrodoméstico?

cómo calcular el consumo de un electrodoméstico

Ahora es momento de que busques tu calculadora porque empezaremos a medir el consumo de un electrodoméstico. Sigue cada uno de los pasos que conocerás a continuación y determina el consumo de tus aparatos en casa:

Busca la potencia de tus electrodomésticos

El primer paso para calcular el consumo de un electrodoméstico es conocer su potencia. Por lo general, esta información estará reflejada en la caja del producto. Sin embargo, si ya no la tienes, te recomendamos echar un vistazo al manual de instrucciones.

La potencia de los electrodomésticos se mide en vatios (W) y para poder calcular consumo electrodoméstico necesitarás tener la cifra a la mano.

Realiza la conversión a kilovatios

En la fórmula para calcular el consumo de un electrodoméstico trabajaremos con unidades diferentes al vatio. Por ello, es necesario que cada cifra de la potencia de tu aparato la conviertas a kilovatios.

Para hacerlo bastará con que dividas los vatios entre 1000 (teniendo en cuenta que 1 kW = 1000 W). Si lo prefieres, también puedes acceder a alguna calculadora virtual que realice la conversión de vatios a kilovatios.

Calcula las horas de consumo

¿Cuánto tiempo sueles dejar el cargador del móvil conectado al tomacorriente?, ¿mantienes enchufados tus electrodomésticos a lo largo del día o solo en horas puntuales? Estas son algunas de las preguntas que deberás responder para poder calcular el consumo de un electrodoméstico.

Apunta las horas de consumo del aparato que estás estudiando y multiplícalas por los kW del paso anterior. Este cálculo te dará como resultado la cantidad de kWh diarios que consumen tus dispositivos.

Determina el cálculo mensual

Como último paso para calcular el consumo de un electrodoméstico deberás multiplicar los kWh diarias por la cantidad de días del mes. Este cálculo te dará, finalmente, la cifra del consumo energético mensual que supone el aparato en cuestión.

Así de fácil será calcular el consumo de un electrodoméstico. El único dato que necesitarás de forma obligatoria será el de la potencia de tu aparato, el resto de datos los podrás obtener tú mismo, teniendo en cuenta tu rutina y consumo habitual.

Consumo por electrodoméstico

Aunque no todos los electrodomésticos funcionan igual, a continuación te presentamos el cálculo aproximado de consumo por electrodoméstico que seguramente tendrás en casa. ¡Échales un vistazo y compáralos con el consumo de tus propios aparatos!

Nevera

calcular el consumo de una nevera

Siendo uno de los electrodomésticos que más consumen electricidad, por estar conectadas a la corriente eléctrica durante todo el día, todos los días; la nevera puede llegar a consumir hasta 600 kWh al año.

Horno eléctrico

Si alguna vez habías escuchado o leído la recomendación de cocinar en vitrocerámica o estufa, en lugar del horno, ahora seguramente entenderás el porqué de esta sugerencia. Dependiendo del modelo que tengas en casa, el horno eléctrico puede llegar a consumir hasta 1200 Wh.

Lavavajillas

lavavajillas

Si en casa tienes uno de estos aparatos para facilitar la tarea del lavado de tus platos, y otros utensilios de cocina, te informamos que su consumo alcanza los 240 W en tan solo una hora de uso. Por ello, desde Twenergy recomendamos establecer programas cortos para el uso del lavavajillas e intentar cargarlo al máximo antes de encenderlo.

Secadora

El próximo dato de consumo por electrodoméstico que queremos compartirte es el de una secadora. Aunque nos facilita el proceso de secado de nuestra ropa, este aparato supone un consumo alto, llegando a los 250 Wh.

Lavadora

consumo energético de la lavadora

El consumo de la lavadora dependerá no solo de si tienes o no un modelo eficiente, sino también de la temperatura del agua que emplees en cada lavado. Por lo general, el agua fría puede llegar a consumir 143 Wh; sin embargo, si aumentamos la temperatura a 50°C, el consumo superará los 600 Wh.

Equipos de tecnología

Así como los electrodomésticos nos facilitan la vida en diferentes aspectos, la tecnología nos ha permitido disfrutar de varios métodos de entretenimiento que también suponen cierto consumo energético en nuestros hogares.

Por ejemplo, el decodificador de tu televisor puede llegar a consumir 43 Wh/h. Si tienes un ordenador de sobremesa su consumo alcanza los 20 Wh/h, mientras que el de un portátil no supera los 16 Wh/h.

La consola de videojuegos de tus hijos es capaz de consumir 23 Wh/h. Por otra parte, el equipo de sonido alcanza los 14 Wh/h.

Consejos para reducir el consumo por electrodoméstico

pareja frente a portátil

Como siempre, en Twenergy queremos ayudarte a ahorrar energía y, por supuesto, a ahorrarte algunos euros en cada factura de la luz. Por ello, te ofrecemos una lista de consejos que te ayudarán a reducir el consumo por electrodoméstico y con los que beneficiarás al planeta Tierra:

  • Compra electrodomésticos con etiquetas de eficiencia energética de clase A.
  • Regula el termostato de tu nevera dependiendo de la estación del año en la que te encuentres.
  • Intenta abrir la puerta de tu nevera el menor número de veces posible.
  • Carga tu lavadora y lavavajillas lo suficiente antes de encenderlas.
  • Enciende el aire acondicionado solo cuando realmente es necesario y opta por modos eco.
  • No precalientes el horno por demasiado tiempo.
  • Aprovecha el calor residual de tu vitrocerámica.
  • Desconecta los electrodomésticos que no estés utilizando.
  • Realiza revisiones periódicas a cada uno de tus electrodomésticos para evitar problemas de sobreconsumo.

Ahora que sabes cómo calcular el consumo de un electrodoméstico y, además, conoces algunos consejos que te ayudarán a reducir el consumo energético en tu hogar, ¿qué esperas para aplicarlos?

Realiza los cálculos que necesites y comparte los consejos para reducir el consumo por electrodoméstico con tus familiares y conocidos. ¡Entre todos podemos ayudar al planeta Tierra! 🙂

Write A Comment

Guardar en Pinterest