La biomasa es un recurso energético procedente de organismos vivos como son los árboles o las plantas de cultivo. Las emisiones de dióxido de carbono se consideran neutras, por compensarse los gases emitidos durante su combustión con las emisiones absorbidas durante la vida de la planta. Descubre por qué las briquetas de madera son un tipo de biomasa. 

¿Qué son las briquetas de madera?

Como ya hemos mencionado, las briquetas son un tipo de biomasa sólida que se utiliza de la misma forma que se ha utilizado siempre la leña, en estufas, chimeneas y hornos. Su tamaño y forma las hace muy fáciles de transportar y almacenar.

Están compuestas por restos forestales compactados sin ningún tipo de aditivo en pequeños bloques, lo que hace que la energía que aportan sea más limpia y que su poder calorífico sea mayor que el de la leña tradicional.

Chimenea con briquetas de madera

Aplicaciones de las briquetas de madera

Las briquetas de madera son utilizadas mayoritariamente para calefacción, suponiendo un ahorro considerable en la factura de agua y luz. También para cocinar en barbacoas o para su uso en hornos industriales. Las industrias que más cantidad de madera utilizan son la industria del ladrillo, el cemento, la metalurgia o los secaderos.

Este invierno, no tienes excusa para seguir emitiendo gases a la atmósfera. Pásate a las briquetas de madera.

Escribe un comentario