Categoría

Energía eólica

La energía eólica es una fuente de energía renovable que utiliza la fuerza del viento para generar electricidad. El principal medio para obtenerla son los aerogeneradores, “molinos de viento” de tamaño variable que transforman con sus aspas la energía cinética del viento en energía mecánica. La energía del viento puede obtenerse instalando los aerogeneradores tanto en suelo firme como en el suelo marino.

Echa un vistazo a nuestras páginas y podrás conocer información sobre la energía eólica, sus ventajas y desventajas, cómo funcionan los aerogeneradores y noticias y curiosidades sobre el mundo de la energía eólica.

La energía eólica utiliza la fuerza del viento para producir electricidad. No contamina, es inagotable y reduce el uso de combustibles fósiles, contribuyendo a crear riqueza y generar empleo de forma local. Muy respetuosa con el medio ambiente, se ha posicionado como uno de los métodos más extendidos y productivos para obtener energía eléctrica a nivel mundial. China, Estados Unidos, Alemania, India y España son los países que más aprovechan la fuerza del viento para producir electricidad, según los datos del Consejo Mundial de Energía Eólica (GWEC).

La energía eólica es una solución limpia y eficiente para la generación eléctrica, aunque genera ciertos inconvenientes para el medio ambiente. Este inconveniente lo ocasionan las hélices, tanto acústica como visualmente, aunque el impacto más importante es el producido sobre la avifauna. Con el nuevo diseño «sin aspas» ideado por la empresa Vortex Bladeless, se elimina por completo estos impactos, siendo además mucho más económico que los aerogeneradores convencionales.

La energía eólica no está solo presente en los grandes parques eólicos, también puede ser aprovechada en las ciudades. El conocimiento de las instalaciones de energía solar en las cubiertas de los edificios está ampliamente extendido, pero también existen aerogeneradores domésticos con los que poder obtener gran parte de la electricidad consumida en nuestros hogares.

Dinamarca ya no solo es conocida por su encantadora Sirenita o los juegos de Lego; hoy en día es todo un referente en sostenibilidad y eficiencia energética. El país escandinavo lleva más de 30 años trabajando para que su desarrollo económico y social no dependa de las energías tradicionales y por supuesto, para que las generaciones futuras disfruten del medio ambiente como se merecen. El resultado: proyectos pioneros como Middelgrunden, un parque eólico marino frente a Copenhague, donde el 80% del accionariado son los propios copenhaguenses.

El Sur mendocino podría disfrutar en muy poco tiempo de los beneficios de una energía limpia como es la eólica. Ya se ha puesto en marcha un exhaustivo estudio para medir los vientos de la región y, de esta manera, poder establecer, no sólo la ubicación exacta del nuevo parque eólico sino, además, el precio mínimo de la electricidad que cubra los costos de funcionamiento.