En Twenergy hablamos diariamente de la energía; sin embargo, ¿de dónde se extrae realmente este recurso? Hoy queremos enseñarte cuáles son las fuentes de energía más destacables. Además, daremos un repaso a su definición y clasificación. Si quieres aprender todo acerca de estas fuentes, ¡continúa leyendo!

¿Qué es una fuente de energía?

Antes de explicar cada uno de los tipos que existen, consideramos importante aclarar qué es una fuente de energía. Es un recurso a través del cual se extrae energía con distintos fines, principalmente comerciales. Sin embargo, no siempre ha sido así.

Antiguamente, el hombre utilizó uno de los principales recursos naturales para cubrir sus necesidades. Cuando descubrió el fuego, el único fin que tenían estas llamas era protegerlo del frío y servirle para cocinar alimentos. Aunque actualmente seguimos utilizando el fuego para estos fines, el resto de recursos (naturales o artificiales) ha dado lugar a las fuentes de energía, las cuales son explotadas en centrales o industrias.

Conociendo las fuentes de energía definición podemos empezar a estudiar su clasificación:

Clasificación de las fuentes de energía

Los tipos de fuentes de energía nos ayudan a entender de dónde se extrae este recurso para su futura explotación. A continuación destacaremos dos fuentes, una de ellas es más conocida por ser respetuosa con el medio ambiente. Veamos cuáles son:

Fuentes de energía renovables

Agua del mar y sol

También llamadas energías limpias, las energías renovables son las más importantes, debido a su papel en el cuidado del medio ambiente y en el desarrollo tecnológico. Estas fuentes aprovechan los recursos inagotables que se encuentran en la naturaleza (como los rayos del sol, el viento, el  agua…) para extraer su energía. Dentro de las fuentes de energía renovables encontramos:

  1. La energía solar: como su nombre lo indica, este tipo de energía aprovecha la luz del Sol para generar electricidad. Además, gracias al avance tecnológico, la energía solar ha dado lugar a los conocidos paneles solares y coches solares.
  2. La energía hidráulica: a diferencia del tipo de energía anterior, la hidráulica hace uso del agua para producir energía. Este proceso se realiza dentro de las presas o centrales hidroeléctricas.
  3. La energía eólica: si de recursos naturales seguimos hablando, llega el momento de mencionar al viento. Este tiene un papel fundamental en la energía eólica, la encargada de generar electricidad a través de los aerogeneradores o molinos de viento.
  4. La biomasa: relacionada igualmente al aprovechamiento de la luz solar para generar energía en la naturaleza.
  5. La energía geotérmica: utilizando el calor proveniente del suelo, la energía geotérmica es una de las fuentes de energía renovables más importantes.
  6. La termodinámica: la transferencia del calor sigue teniendo importancia en los recursos renovables si hablamos de este tipo de fuente energética.

Fuentes de energía no renovables

Extracción de petróleo

Por su parte, las fuentes de energía no renovables hacen uso de los recursos de la naturaleza que sí pueden agotarse, esta es la principal diferencia entre las energías renovables y no renovables. Durante su uso y extracción, el recurso del que se esté obteniendo la energía puede extinguirse o tardar tiempo en regenerarse, motivo por el que son las fuentes de energía más delicadas. En su clasificación encontramos:

  1. Los combustibles fósiles, como el petróleo, el carbón o el gas: estos recursos se agotan rápidamente y, dependiendo de la zona del mundo de la que hablemos, incluso es posible que no existan. Su uso, explotación y transportación generan importantes riesgos y tienen parte de culpa si hablamos de la contaminación ambiental.
  2. La energía nuclear: también llamada atómica, esta energía tiene un papel fundamental en la física y es considerada una de las principales fuentes de energía en nuestro país.

Fuentes de energía en España

Si nos enfocamos únicamente en las fuentes de energía en España encontramos el uso de recursos renovables y no renovables. Sin embargo, el aprovechamiento de los recursos no renovables es inmensamente superior al de los renovables, lo que puede traducirse en un riesgo para la naturaleza.

El sector energético en nuestro país genera 2,5% del producto interno bruto (PIB), lo que explica su importancia en todas las actividades económicas. Además, este es uno de los recursos más demandados por los españoles, aspecto que podemos evidenciar en las actividades diarias que hacemos en o fuera de casa.

Los recursos no renovables son los más utilizados

Central nuclear en España
Central nuclear en Cofrentes.

De acuerdo al boletín del mes de septiembre de 2019 publicado por la Red Eléctrica de España (REE), la producción de energía eléctrica en el país se obtiene mayormente de recursos no renovables. Mensualmente se genera electricidad a través de la energía nuclear, los ciclos combinados, la cogeneración y el carbón.

La necesidad de cambiar esta situación es un hecho, tomando en cuenta que el uso de recursos agotables supone importantes consecuencias para las naciones y, por supuesto, para el planeta Tierra. En su lugar, lo ideal es aprovechar los recursos inagotables de la naturaleza y explotarlos de forma respetuosa a través del trabajo con las fuentes renovables.

¿Y los renovables?

Molinos de viento en España
Molinos de viento en El Hierro.

En España, la principal forma de generar electricidad con recursos renovables se realiza a través de energía eólica, siguiéndole la energía hidráulica, la solar fotovoltaica y la solar térmica. Sin embargo, como mencionamos anteriormente, el hecho de que el uso de recursos no renovables sea mayor al de los renovables, es motivo de preocupación y necesidad de cambio.

Actualmente son cada vez más las empresas comprometidas a mejorar esta situación. Sin embargo, no es posible dejar caer toda la responsabilidad sobre las centrales de producción; nosotros, desde nuestros hogares y actividades diarias (en el trabajo o en la calle), podemos ayudar a reducir el consumo energético y, así, la demanda eléctrica de España o del país desde el que nos leas, ya que la necesidad de reducción de este recurso es una realidad que nos perjudica a todos en el mundo.

Es nuestro trabajo aprender a ahorrar energía y permitirles a las industrias apostar por los recursos renovables. Solo de esta manera evitaremos que los combustibles y gases contaminantes continúen generando daños sobre el ambiente.

Escribe un comentario