Además, lograr altos niveles de eficiencia y sostenibilidad se ve reflejado no sólo en el balance del hotel, sino también en la construcción de la reputación y el posicionamiento de la marca.

En España hay varios establecimientos y cadenas hoteleras que han adoptado la gestión sostenible con el objetivo de conseguir instalaciones más eficientes y diseñar estrategias de marketing que aprovechen los resultados de sostenibilidad como factor diferenciador frente al resto de empresas del sector.

Estos casos de éxito demuestran cómo es posible optimizar la gestión de un hotel si se ha planificado de manera adecuada los pasos a seguir en la incorporación de nuevas tecnologías en el establecimiento, y si se desarrolla un sistema de medición adecuado que permita conocer el comportamiento de las instalaciones de manera exhaustiva.

Por comentar algunos de los casos de éxito en España podemos empezar hablando de Fuerte Hoteles, una las cadenas pioneras en incorporar la sostenibilidad en su posicionamiento estratégico. Entre sus acciones de mejora de la eficiencia destacan la optimización de la iluminación mediante la instalación de tecnología LED que les ha supuesto un ahorro de un 30% de los costes totales de iluminación. También comenzaron hace 10 años a instalar paneles solares para la generación de agua caliente, que les ha supuesto unos ahorros de un 27% en esas partidas. Además están estudiando actualmente la instalación de introducir biomasa para la producción de agua caliente sanitaria (ACS) en sus hoteles.

El caso de La Mola & Conference Center es muy relevante puesto que adoptaron estándares eficientes desde la fase de diseño. El establecimiento rodeado de un parque nacional fue diseñado para respetar el entorno, integrarse en la naturaleza y conseguir altos niveles de eficiencia y ahorro energético. Entre las medidas más relevantes se encuentra el aprovechamiento de la luz natural para reducir las necesidades de iluminación artificial, además de comenzar la instalación de LED en este año, la gestión propia de los residuos, sustitución opcional de toallas, depuración de aguas residuales mediante un reactor biológico, que se reutiliza para el riego de zonas verdes; entre otras.

Otras dos iniciativas que han adoptado para venderse entre el turista extranjero son, el proyecto BIOMCASA, financiado por IDAE, un sistema de generación de energía térmica a partir de biomasa para las instalaciones de ACS, calefacción, spa y climatización por aire, que se ha traducido en ahorros destacables: han pasado de gastar 28.000 euros cada tres meses en esos conceptos a pagar 17.000 euros, incluyendo la amortización de la inversión. La segunda iniciativa, es el Green Team, una división del equipo laboral del hotel, que se ocupa de la limpieza de los bosques cercanos y realizan jornadas de sensibilización para clientes, vecinos y otros colectivos.

Otra empresa comprometida con la sostenibilidad es NH Hoteles con varias iniciativas, pero la más innovadora es la conocida como Cork2Cork, que es un programa de reutilización de corchos para elaborar aislamientos que reduzcan la necesidad de climatización del inmueble, instalación de puntos de recarga para vehículos eléctricos, un microsite medioambiente.nh-hotels.es que ofrece información sobre las acciones sostenibles que ha implementado la cadena a nivel mundial, y el programa habitaciones verdes, cuyo funcionamiento y materiales cumplen criterios sostenibles.

Como conclusión se puede decir que todos están de acuerdo en resaltar la importancia que tiene una buena medición de los consumos del establecimiento para saber más sobre funcionamientos y para poder cuantificar adecuadamente los resultados conseguidos gracias a sus políticas sostenibles.

Fuentes: Twenergy / Imágenes aportadas por el Instituto Tecnológico Hotelero

Escribe un comentario