¿Cómo funcionan?

Mediante una columna de aire descendente, se separa la temperatura ambiente que se establece en el exterior de un recinto, de la que se encuentra dentro.

Tipos de cortinas

Los tipos más usados son:

  1. Los que calientan el aire con resistencias eléctricas: en invierno, el aire impulsado se calienta mediante resistencias eléctricas. Este tipo de cortina es, probablemente, el más económico a la hora de su instalación, pero a la vez, el menos eficiente.
  2. En los que se utiliza agua para su climatización: también se puede utilizar el agua para climatizar ese aire que impulsan, ya sea a través de una caldera, bomba de calor, batería de frío, etc. Su eficiencia dependerá del sistema utilizado para climatizar.
  3. En otros casos, no se climatiza, sino que se ventila el aire existente del propio local. De este modo éste sería el sistema más eficiente de todos, puesto que evitaríamos el consumo de energía para su climatización.

Beneficios obtenidos de su instalación

Las cortinas de aire tienen una serie de beneficios que les hacen muy atractivas a la hora de elegir un equipo de climatización eficiente.

  • Ahorro de energía: mantienen una temperatura estable, que repercute en un ahorro de energía durante todo el año.
  • Confort: conservan la temperatura deseada tanto en verano como en invierno, generando un clima confortable para empleados y clientes.
  • Barrera: mantienen el aire interior limpio, e impiden la entrada de polvo, humos, insectos y polución exterior en general.
  • Salud y seguridad: cuando se utilizan en cámaras frigoríficas y áreas de preparación de alimentos, reducen en gran medida la entrada de humedad y aire caliente durante los momentos de carga y descarga de mercancía en los que las puertas tienen que estar abiertas. De esta manera los productos se mantienen en condiciones óptimas por más tiempo.
  • Fácil instalación: son fáciles de instalar y mantener. Es una solución sencilla y económica para un ambiente confortable.
  • Rápida amortización: teniendo en cuenta el ahorro de energía, el tiempo medio de amortización varía entre 2 y 5 años, dependiendo del uso y las condiciones climáticas.

Las puertas de los locales comerciales climatizados, según la modificación del Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE) de 2009, deben de disponer de  un sistema de cierre de puertas adecuado. El sistema de cortina de aire evitaría pérdidas de climatización cuando éstas se abren. ¿Crees que esta normativa se está cumpliendo? ¿Qué opinas de este sistema como medida de ahorro?

Fuentes: Elaboración propia / Twenergy / IDAE/ Flickr

Escribe un comentario