¡No te pierdas los casos de éxito más destacables sobre turismo sostenible aquí!

El ahorro energético y económico, la disminución de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) y la mejora de la imagen corporativa y la competitividad son sólo algunos de sus beneficios asociados. Esta gestión debe basarse en la mejora continua de las instalaciones y de las actividades relacionadas con los consumos. Para ello, es recomendable emplear herramientas que nos faciliten esta gestión:

•    Sistemas de control y supervisión: existen diferentes soluciones tecnológicas en el mercado para el seguimiento de los consumos y la regulación de los equipos de generación.

•    Cuadros de mando: basados en la definición y el seguimiento de indicadores de desempeño energético para la toma de decisiones relacionadas con la gestión energética

Además, desde 2011, esta eficiencia energética puede acreditarse mediante la obtención de una certificación ISO 50001 Sistemas de Gestión Energética, reconocida a nivel internacional.

Soluciones tecnológicas para la gestión energética: sistema EXEON 

Altare ha presentado en el II Congreso de Eficiencia Energética y Sostenibilidad en el sector Turístico (eeST), celebrado del 10 al 12 de marzo en Barcelona, sus sistemas de control y supervisión EXEON aplicados a la mejora de la eficiencia energética en establecimientos hoteleros.
El empleo de esta tecnología, concebida a partir de I+D privado, tiene muchas ventajas:
•    Facilita la mejora continua del servicio y del confort de los usuarios
•    No requiere la parada de las instalaciones
•    Permite reutilizar los equipos existentes

Altare ya lo ha implantado con éxito en varios hoteles en España: el hotel Tryp Palma Bosque en Palma de Mallorca y el hotel Meliá Castilla en Madrid, entre otros, son dos ejemplos de eficiencia energética y desarrollo sostenible en el sector.

Las mejoras se iniciaron con un cambio de las instalaciones de generación de energía existentes por otros equipos de generación y cogeneración eficientes con rendimiento superiores al 100%. Posteriormente, se implantó el sistema EXEON para la supervisión y la regulación de los consumos y equipos.
Hay que destacar que esta herramienta se ha aplicado a los dos casos con éxito, sin importar la tipología de hotel (de costa, urbano…).
Sin duda, la gestión de la energía en los establecimientos hoteleros conlleva múltiples beneficios siempre teniendo en cuenta que las actuaciones no disminuyan el confort del cliente.

Fuente: Elaboración propia/ Altare

Escribe un comentario