Seg√ļn la Gu√≠a de Ahorro y Eficiencia Energ√©tica en Centros Docentes, publicada por la Fundaci√≥n de la Energ√≠a de la Comunidad de Madrid (Fenercom) y el Instituto para la Diversificaci√≥n y Ahorro de la Energ√≠a (IDAE), los costes energ√©ticos ligados a la explotaci√≥n de los centros escolares suponen una carga econ√≥mica muy importante. Por este motivo, m√°s que una tarea, ahorrar energ√≠a en el colegio es una necesidad.

Costes energéticos en las escuelas

Gastos de energía en las escuelas

Los costes de electricidad en las instalaciones educativas son el tercer gasto m√°s importante en estas estructuras, tras las instalaciones y los sueldos de profesores y empleados. Estos costes son superiores incluso a la suma de la partida de libros y de ordenadores.

La gu√≠a mencionada se√Īala que, en los centros madrile√Īos, la iluminaci√≥n y la climatizaci√≥n se reparten a partes iguales el 52% del consumo energ√©tico total, quedando los equipamientos en tercer lugar, con un 20% del consumo. Conozcamos cada uno de los equipos que impiden ahorrar energ√≠a en el colegio, de pendiendo de su funci√≥n:

Iluminación

Bombillas fluorescentes

La iluminaci√≥n m√°s com√ļn en los centros escolares es la fluorescente. Este tipo de l√°mpara necesita un elemento auxiliar llamado balasto, que regula la intensidad de paso de la corriente.

Otra parte importante de la iluminaci√≥n en colegios est√° constituida por bombillas incandescentes y hal√≥genas, ambos equipos muy ineficientes que consumen grandes cantidades de energ√≠a.

Climatización

Aunque hay zonas que disponen de refrigeraci√≥n con peque√Īas bombas de calor, como despachos y auditorios, la climatizaci√≥n en los centros docentes suele limitarse a la calefacci√≥n durante los periodos de fr√≠o. Habitualmente el generador de calor es una caldera de gasoil, propano o gas natural, que alimenta de forma centralizada a todos los radiadores.

En la actualidad, con las nuevas calderas de condensaci√≥n o de baja temperatura, a partir de gas natural, se pueden esperar ahorros de entre 10% a 20% respecto al consumo energ√©tico anterior. Por lo tanto, la instalaci√≥n de este sistema de climatizaci√≥n se traducir√≠a en una excelente forma para ahorrar energ√≠a en el colegio.

Equipamientos

Ni√Īos frente a port√°tiles

Los equipos ofimáticos suponen otro de los grandes focos de consumo energético en los centros educativos. Como ejemplos de ello encontramos el exceso de uso de los ordenadores y los proyectores.

¬ŅC√≥mo podemos ahorrar energ√≠a en el colegio?

Consejos para ahorrar energía en la escuela

Tomando en cuenta la informaci√≥n facilitada por Creara, empresa de varias auditor√≠as de eficiencia energ√©tica en colegios, algunas de las medidas de ahorro m√°s interesantes para reducir consumos en los sectores anteriormente mencionados son las siguientes:

  • Sustituci√≥n de las l√°mparas actuales por nuevas l√°mparas fluorescentes de tama√Īo reducido (T5), las cuales ofrecen mayor eficacia luminosa y menor consumo.
  • Reemplazo de l√°mparas incandescentes por bombillas de bajo consumo.
  • Sustituci√≥n de l√°mparas hal√≥genas por hal√≥genas eficientes.
  • Instalaci√≥n de sensores de luz natural y detectores de presencia.
  • Cambio de los quemadores convencionales de las calderaspor otros modulantes.
  • Instalaci√≥n de recuperadores de calor en las calderas.

Además de todas estas medidas, es imprescindible actuar sobre los hábitos diarios de estudiantes y profesores, todo con el fin de poder crear conciencia y ahorrar energía en el colegio. Si se te ocurre alguna otra medida que pudiera ayudar en el ahorro energético de estas instituciones, ¡compártela en los comentarios!

FUENTE:  Fenercom / Creara

Escribe un comentario