¿Qué es una placa solar portátil?

Es una versión en pequeño formato de los paneles solares que se utilizan en la industria y que obtienen electricidad a partir de la luz solar. Este tipo de elementos son muy flexibles y poco pesados, por lo que son fácilmente transportables y almacenables. Además son resistentes, lo que nos permite llevarlos de un lugar a otro sin miedo a que se dañen.

Sus aplicaciones son muy variadas, destacando su utilidad para profesionales que trabajan en el exterior (montaña o mar), pero que necesitan tener una fuente de energía para cargar su portátil u otros dispositivos. Sin embargo, a pesar de estar diseñada para este uso, también puede ser aplicada perfectamente en ambientes urbanos.

¿Cómo funcionan?

El funcionamiento es el mismo que el de los paneles solares de gran formato. Simplemente hay que orientar el panel hacia la luz del sol para que transforme la energía solar en electricidad.

Una vez generada la energía eléctrica existen dos posibilidades:

Almacenamiento en una batería: la electricidad generada en el panel solar se va almacenando en una batería. El usuario final podrá utilizar la energía cuando la necesite conectando simplemente el dispositivo (un teléfono móvil, un portátil, etc.) a esta batería, independientemente de que exista o no sol en ese momento.

Carga de un equipo: en este caso, no existe una batería, sino que el equipo que deseamos cargar es el que está conectado directamente al panel solar. Esto nos permitirá obtener energía eléctrica siempre que haya luz solar.

Independiente del tipo de opción que escojamos estaremos reduciendo el consumo de electricidad de origen no renovable, lo que supone una reducción de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) asociadas.

¿Has pensado en comprarte un panel solar portátil? ¿Crees que son útiles?

Fuente: Elaboración propia /Tienda twenergy / Flickr

Escribe un comentario